domingo, 27 de abril de 2008

Subiendo la cuesta.

Se me ha hecho largo, interminable... desagradable.

Me fui por un mes y el día de ayer se cumplieron dos meses desde mi último post... En realidad sigo en pausa pero ahora que he podido no quería dejar pasar más tiempo sin agradecer a todos quienes me han seguido visitando, a quienes han tenido la infinita paciencia de esperar por mi y quienes han tenido la muy valorada gentileza de dejarme comentarios y saludos en ese, ya añejo, post del 26 de febrero.

No se imaginan el bien que me han hecho dejándome esas palabras de afecto.

Caminar por el mundo no es fácil en absoluto, en especial cuando uno debe caminar sobre huevos y procurar no romper ninguno; es inevitable... siempre alguno se rompe. Vivir sin lastimar a nadie es virtualmente imposible, por mucho empeño que se ponga en lo contrario y el amor no basta para hacer nuestras pisadas más leves.

Era mi intención revisar el pasado, aprender alguna lección crucial que se me hubiese pasado en el despiste de lo cotidiano, comprender por qué aquellos pasos que tan claramente parecían marcados cuando recorrí aquellos caminos aparecen hoy borrosos y tortuosos... y algo he comprendido, no fue desperdicio el “paseo”.

La lista de “pendientes” ha engordado una barbaridad; los sueños dejaron de ser sueños para convertirse en metas; sigo sin empleo pero con mucho trabajo por delante... (quítate Hércules, que esto es pa’machos); resuena la palabrita cada “tres por cuatro”: Aguanta, “hang in there” dicen los gringos... “agárrate” o “cuélgate de ahí” podría ser la traducción y menudo clavo ardiendo del que tenemos que colgarnos... pero no hay otra, ese clavito es el principio del nuevo camino, del futuro; “hang in there”.

Mi mayor preocupación, (que también es mi mayor alegría), está como un toro, grande, robusto e indetenible... casi incontrolable, toda la energía que durante dos años estuvo retenida ha hecho explosión y se ha desplegado a gusto una personalidad expansiva y atrevida, sin límites conocidos, como debe ser.

Pero... y esta es la principal razón de haber prolongado mi silencio; unas son de cal y otras son de arena; mi padre falleció el 03 del mes pasado, sin aviso y sin protesto, estando yo tan lejos, en esa isla que parece estar tan cerca pero de la que es tan difícil salir... Gracias Jorge, mi pana, por haber sido el pilar y la mano amorosa donde mamá pudo sostenerse.

Falta poco y a la vez falta mucho, ¿quien puede saberlo?, mamá, en su dolor, me ha dado dos lecciones únicas para cualquiera: el valor irrepetible del verdadero amor, “me han arrancado la mitad de mi vida” me dijo cuando me vio llegar y en sus ojos vi que lo que habían arrancado era la mitad de su ser, de ese amor hay muy poco en nuestras vidas pero si lo hay y hay que valorarlo y cuidarlo. La otra lección me la dio con su capacidad de superar el dolor más intenso, la agonía y el miedo, la inevitable debilidad que se asienta en el alma tras semejante pérdida... apretar los dientes y seguir adelante; llorar pero no cejar, no rendirse ni abandonarse... jamás.

En fin que hasta aquí llego hoy, agradezco en el alma los premios y distinciones que aún aguardan mi atención; en cuanto tenga mejor disposición y un poco más de tiempo daré cumplida cuenta de ellos; quedo pendiente de volver a enfocar la mirada, o al menos un ojo, en la realidad que nos rodea, ya voy, parafraseando miserablemente la canción de Serrat, “subiendo la cuesta”.

Un abrazo a todos; un beso a todas.
Saludos.

9 comentarios:

Eugenia dijo...

Hang in there...I know I am.

Abg. PATRICIA S. SALAZAR C. dijo...

AMIGO, aquel que nos acompaña, a un que sea en pensamiento.....te expreso mis condolencia, y espero todo tu como nuevo resurjas de las cenizas como el aguila de mi cuento...recuerdas! para vivir, esa es la gran meta y el regalo más hemoso que nos dan los padres,y con tu permiso y el mas sincero respeto quisiera que le expresaras a tu mamá unas palabras de bendición, aunque no la conosco soy mujer y es mas que respeto y admiración el que me inspira aquella persona que ama así con lealtad y fortaleza mezclada con la mas tierna sutileza, como corresponde a quien ha vivido, y eso es admirable........seguire viniendo y saludandote, recordando que eres parte desde hace algun tiempo de ese selecto grupo de personas que me enseñan dia a dia en sus diferentes circunstacias que la amistad es de verdad y tiene tantas caras como los seres maravillosos que asumen ese rol, espero recuerdes con mis palabras que llueve y escampa mi querido amigo.......saludos y muchoas apapachos...nos leemos.

Kira dijo...

Querido amigo, un abrazo y toda la solidaridad. La vida continúa y aunque uno le cueste creerlo los papás siguen con uno a pesar de ya no estar... Espero que regreses pronto.

luis dijo...

chamo, lo lamento, perdi a mi viejo hace dos años y fue y sigue siendo fuerte.

lo malo cuando pasa eso es que nos hace dar cuenta que no somos inmortales, y nosotros tambien tenemos los dias contados.
sic transis gloria

Alexis Marrero dijo...

Te invito a que recojas otro premio que te tengo en mi blog.
saludos
http://alexismarrero.blogspot.com/2008/05/premio-arte-y-pico.html

nieves dijo...

Te invito a que recojas otro premio que te tengo en mi blog.
saludos
http://nievesfim.blogspot.com/2008/05/premio-arte-y-pico.html

Kate dijo...

MI QUERIDO BUENSANCHO, por fin estás de regreso :) Te extrañaba un mundo, espero que todo te fuera bien. Pues ahora de vuelta a las trincheras... un abrazote desde Gringolandia!

Martha Colmenares dijo...

Me da mucha alegría tu regreso. Ya extrañábamos bastante esos largos días sin tus entradas. Como verás, tienes muchos premios pendientes. Un abrazo, Martha

Waiting for Godot dijo...

Lamento mucho lo de tu padre. Un fuerte abrazo.

Sites of Interest

Sites of Interest