lunes, 3 de diciembre de 2007

Algo que decir... El día después.

Antes de entrar en materia quiero abrazar y felicitar a todos los que participaron ayer en el referéndum, A TODOS, a los que votaron por el NO y a los que no votaron pero estuvieron al pie del cañón, porque todos ellos supieron instrumentalizar sus posiciones y hacer valer los objetivos trazados, la victoria no es solo de los que votaron; también extiendo el abrazo y mi parabién a los que votaron por el SI, (a los que en verdad lo hicieron), porque fueron a defender su posición con la herramienta democrática por excelencia: el voto; y ello me permite pensar que si es posible el acercamiento y la verdadera discusión de ideas y posiciones dentro del marco del sistema que todos queremos: La Democracia. De todo corazón, un abrazo PARA TODOS.

Quiero referirme aquí, a las dos apariciones públicas de Chávez el día de ayer, (bueno la segunda ya fue en la madrugada de hoy).

En otra muestra de su intención de convertir el delicado referéndum que estaba en pleno proceso en un plebiscito de trámite sobre su persona, (ni siquiera sobre su gestión), se apareció ante las cámaras a votar rodeado de hijos y nietos, (casi esperaba ver a alguno de esos niños votando por él), para después dar sus declaraciones con un bebe en brazos...

En el papel de abuelo, en el papel de “Pater Familias” que tan mal y antinatural le queda, me pareció deleznable verle casi escondido tras la inocencia de ese bebe; me pareció indigno y del todo objetable el espectáculo de verle usar en su beneficio la delicada presencia infantil para escenificar su estudiada aparición.

Mucho hay que decir del abusivo uso que este régimen hace de los niños y muy clara, para quien lo quiera ver, es la falta de escrúpulos de quien no tiene empacho en utilizar a un bebe de pecho, ¡a su propio nieto!, como instrumento de proselitismo político para poder retratarse como el “hombre más bueno y amoroso” y mover a la conexión por la vía de la ternura a un puñado de viejitas que ven en la paternal estampa una representación del “amor” ofrecido en Diciembre pasado, aunque ese “amor” haya sido un amor de perros, palos, balas y bombas lacrimógenas repartidas a mansalva contra los que no nos hemos dejado engañar.

Ese es el personaje que PERDIÓ ayer, (y perdió él por su propio empeño de convertir la contienda en un plebiscito... ¿así lo quieres?, así sea), un tipo para quien un inocente bebe tiene el mismo “valor de uso” que una guayabera roja...

De la segunda aparición también hay algo que decir, más allá de lo rescatable, que es poco, hablaban en voz alta las caras de tedio y suspicacia de los corresponsales extranjeros; igualmente el lagrimoso Nicolás Maduro moqueando o las miradas perdidas en el vacío del “súper-ministro petrolero” Ramírez y el “
profeta” Jesse Chacón por no mencionar los vivaces “ojitos lindos”, (Chávez dixit), de Diosdado Cabello mirando sin mover la cabeza para todos lados... como pajarito en grama...

Seguramente el presidente no tiene muy claro ,(¿o si y nos está amenazando?), lo que es una victoria “pírrica”; por si acaso lo explico: Una victoria pírrica es una victoria inútil, una victoria cuyo costo es tan elevado que se hace indeseable, una victoria pírrica es una forma de perder ganando... ¿Nos vamos entendiendo?...

El qué tan “pírrica” resulte ser esta victoria dependerá de las acciones que desde el gobierno se desplieguen a partir de este momento, dependerá del precio que se nos intente “cobrar” por haberle contrariado en sus aspiraciones; y el que no le conozca que lo compre, ese señor va a intentar, por todos los medios a su alcance que no son pocos, cobrarnos el desaire.

El qué tan pírrica resulte ser esta victoria dependerá también de la manera como nos la administremos y la manejemos, si permitimos que este paso al frente que dimos ayer se prostituya y se pervierta en mezquindades políticas personales de los “actores principales”, (o al menos mediáticamente visibles), de este drama que es Venezuela será verdaderamente pírrica y Chávez, perdiendo, habrá ganado y todo nuestro esfuerzo habrá sido en vano.

El presidente pretendió re-editar ayer el golpe de efecto que logró tras el rotundo fracaso de su criminal y sangriento golpe de estado en el 92, y que a la postre fue lo que quedó grabado en las mentes de quienes desde ese momento le apoyaron, y lo que le catapultó a la presidencia pocos años después gracias a la amnistía de Caldera. Esto nos da la medida del alcance del daño que esta derrota le significa, diciendo que “por ahora” no se habían alcanzado los objetivos trazados el propio presidente ha equiparado ambas derrotas.

De nuevo me permito acotar las palabras del Sr. Presidente: no es “por ahora” es “DESDE AHORA”...

Su proyecto hace aguas pero aún no está hundido; ante esto hay que estar muy atentos; lo dije ayer al vuelo en el post, más emotivo que razonado, que dejé publicado al conocerse los resultados: el complemento de la reforma eran las famosas y anunciadas 100 leyes que tenía listas para aprobar vía habilitante; leyes que sin duda estarían ajustadas a lo propuesto en su nueva Constitución y que ahora, como claramente lo dijo, tendrán que ser ajustadas a la Constitución rescatada, la Constitución vigente.

La derrota en las urnas de su proyecto no significa que éste haya sido desechado, todavía cuenta con amplios poderes para imponernos mucho de lo que rechazamos ayer y una muy corta madrugada de celebración es más que suficiente, ahora hay que volver al trabajo.

En este sentido, y en este punto, me conecto con las palabras de Baduel poco después de la cadena presidencial, pero antes quiero dejar públicamente asentado, tan públicamente como le he criticado y atacado y sin restar verdad y vigencia a lo que, en su momento, le he reclamado al Sr. General retirado, el día de ayer, por su comportamiento y actitud, (y por lo que parece asomarse en las esquinas de mis paranoias), se ha ganado un muy merecido voto de confianza por mi parte.

El planteamiento de Baduel es muy sensato; él nos llama la atención sobre el mismo punto que estoy tratando: el peligro de la habilitante y su ilegalidad como poder extraordinario y “renovable” que sitúa las potestades presidenciales un punto por encima de la Constitución en nuestro sistema en el que el TSJ, la Defensoría, la Fiscalía y la Asamblea Nacional son obedientes y gobierno-dependientes; creo que el general y yo concordamos en que en ese campo es la próxima batalla.

El general (r) Baduel señala las debilidades de la Constitución vigente y propone una Asamblea Constituyente para subsanarlas, tal vez hoy sea muy pronto para “darle clavo” a la idea pero es algo que debemos empezar a manejar con seriedad de cara a un futuro cercano y el ejemplo más inmediato que se me ocurre ahora, en cuanto a esas debilidades subsanables, es la necesaria y definitiva instrumentalización del Artículo 350 para que deje de ser esa entelequia esotérica que ha sido hasta ahora.

El Gral. Baduel ha ofrecido una propuesta concreta y seria para dentro de poco tiempo, creo que nos interesa y conviene estar muy pendientes y al tanto de ella.

He dejado en muchos sitios ya mi impresión y mi íntima sospecha que el “margen” de diferencia en los resultados de la votación de ayer fue mucho más amplio que el anunciado y sobre esto he levantado mi convicción, por demás compartida por muchos, incluyendo algunos observadores internacionales que ya se han manifestado en este sentido, que a esto obedeció la injustificable demora del CNE en dar su primer boletín oficial.

Incluso sospecho que ese amplio margen de tiempo sirvió para alguna forma de negociación entre factores de oposición y el gobierno para ajustar las diferencias a una cifra que, sin desdecir el resultado evidente, le permitiera al gobierno encajar mejor el resultado adverso para no salir excesivamente maltrechos de cara a sus seguidores y al mundo; tengo esperanzas que algún día se hagan públicas las actas que tuvieron y tienen en su poder los factores de oposición para poder contrastarlas con los “resultados oficiales” anunciados y admitidos por el gobierno.

Esta sospecha mía tiene las esquinas combadas y levantadas y creo intuir alguna iniciativa maquiavélica por parte del gobierno en su insistencia de lograr su golpe de estado constitucional por cualquiera de las vías a su alcance y que ha podido ser frenada por la firme posición de Baduel y lo que ella podría significar a lo interno de las FAN; no está muy lejos esto del análisis de Poleo que
compartí con ustedes el otro día sobre la decisión y actitud que asumiría la FAN como cuerpo ante esta eventualidad. (También en parte por esto mi voto de confianza para Baduel).

En fin que para ser “El día después” tenemos aún mucha tarea pendiente que hacer, muchas cosas en que pensar y mucho material que analizar, ayer lo dije, hemos dado un paso al frente que ha abierto una brecha, en ella debemos afincarnos, con inteligencia y diligencia, nunca jamás dormirnos en los laureles del éxito intermedio, NO HEMOS TERMINADO.

Chávez recordó ayer las palabras de Bolívar referidas al “tino” del pueblo cuando expresa su voz; debería reflexionar detenidamente el presidente sobre esas palabras en vez de usarlas como “convenientes” citas de ocasión del pensamiento bolivariano.

El pueblo ha hablado con mucho tino, y seguramente con una voz mucho más contundente y sonora que la reconocida y le será muy difícil volver a callar o desconocer esa voz; mejor guarde esa cita de Bolívar muy cerca de su corazón y su mente, esa voz de la que habla el libertador resonará cada vez con más fuerza y más seguido, de eso que no le quepa la más mínima duda.

Basta de fiestas, ¡A TRABAJAR!

Saludos.





5 comentarios:

Hartos de ZPorky dijo...

No bajéis la guardia... Un saludo.

PATRICIA dijo...

no debemos olvidar las metas....y la meta es industrializar, estabamos protegiendo una constitución, una norma de vida y debemos empezar a ejecutar el proyecto país que ella esta plasmado...besos a todos

Kate dijo...

De regreso a las trincheras, amigo Buensancho! Me hago eco a HDZP: que Uds los venezolanos no bajen la guardia.

Gracias por estar siempre pendiente. Un abrazo.

Buensancho dijo...

Y ustedes tampoco amigo Hartos, no permitan que las cosas lleguen a estos extremos, tienen muy cerca las elecciones, a trabajar duro que, igual que hemos contado con ustedes, ustedes cuentan 100% con nuestro apoyo.

Patricia, ojalá pudiéramos, que más quisiera yo caramba pero el haber "rescatado" la constitución es solo un etapa intermedia en ese proceso, alrededor de ella se ha tejido un ancho y denso marco de inseguridad jurídica que hace impensable los serios niveles de inversión que requiere lo planteas, en especial porque para que tenga verdadero éxito buena parte de ella debe venir del sector privado, precisamente el más acosado dentro de este desquiciado sistema que nos han fabricado alrededor.

En cualquier caso, el primer paso para construir ese país fue dado ayer; no podemos perder el impulso, hay mucho que hacer.

Mi querida Kate, al contrario, gracias a ti por tu atención y apoyo, aquí seguimos y seguiremos hasta que terminemos la tarea, que tal como están las cosas no es poca.

Un abrazo.

Martha Colmenares dijo...

La verdad Buensancho eso del "Por ahora", es tan grave como todo lo que nos sigue esperando.
He dicho que por supuesto, fue motivo de alegría verlo hacer la mueca... pero hay que tener presente, que esto no acabó aquí.
Cuando le de la gana esa reforma que es anti natura, a la fuerza la impondrá y punto.
Nos tocan días difíciles, HCH., no es hombre de reconciliarse con su enemigo, su enemigo somos sus disidentes y será inclemente.
A veces me siento pájaro de mal agüero, pero ¿puedes tu creer algo distinto de este hombre?
Un abrazo, Martha Colmenares

Sites of Interest

Sites of Interest